Cómo Mantener una Conversación Interesante con una Mujer

Todos los hombres deberían saber cómo mantener una conversación con una mujer.

¿Por qué? Debido a que cuanto más puedas comunicarte con ella, más posibilidades tendrás de ganar interés y hablar nuevamente con ella.

A continuación hay seis consejos que te ayudarán a dominar cualquier conversación con cualquier chica que elijas.

Haz preguntas que requieran más de una palabra

Cómo Mantener una Conversación Interesante con una Mujer

Si te acercas a una chica y le preguntas si está ocupada, vas a obtener una respuesta de una palabra.

Dependiendo de lo que ella esté haciendo y de si está o no interesada en ti, ella dirá que sí o no.

Si ella dice que no, entonces la conversación ha terminado. Eso obviamente no es lo que quieres.

Asegúrate de siempre hacer preguntas que requieran que ella ponga por lo menos una o dos oraciones juntas.

Deben ser preguntas que la alienten a compartir algo sobre ella o sus intereses.

Esto no solo inicia la conversación, sino que también la hace sentir como si valoraras lo que tiene que decir (además te ayuda con el siguiente tema para mantener una conversación).

Entonces, en lugar de preguntarle si está ocupada, puedes preguntarle algo sobre lo que está haciendo.

Por ejemplo, si ella está leyendo, puedes preguntarle de qué se trata el libro y quién es el autor.

Si ella va a contestarte, tendrá que explicar la historia o la premisa del libro.

Escucha los puntos importantes

A medida que responde a tus preguntas, escucha los puntos cruciales que te dan una idea de sus intereses, pasiones, gustos o disgustos.

Por lo general, estos puntos cruciales serán una o dos palabras.

Estas pequeñas piezas de información te ayudarán a continuar la conversación de una manera que le interese.

Por ejemplo, si le preguntas de qué trata su libro, y ella te dice que se trata del efecto placebo y del impacto que tiene en la salud física y mental, puedes preguntarle si cree en el efecto placebo o si simplemente está interesada en aprender cuál es la teoría del autor.

Quizás responda que está tomando un curso en el que se discute sobre el efecto placebo… ¿y adivina qué? Tendrás otro punto crucial (su curso) sobre el que hablar.

Mantener la mayoría de la atención en ella

Mantener la mayoría de la atención en ella

Ella podría pedirte tu opinión en una conversación, y deberías responder hasta cierto punto.

Tienes que mantener un poco de misterio a tu alrededor para despertar su interés.

Además, si haces que la conversación empiece a girar sobre ti, ella puede llegar a la conclusión de que te acercaste a ella para mostrarle que eres un gran chico en lugar de aprender más sobre ella.

Pero, si te quedas sin temas de conversación, es posible que tengas que concentrarte en ti mismo.

Por ejemplo, podrías sacar tu teléfono y mostrarle una foto de tu perro, gato u otra mascota. Y eso te ayudará a iniciar una nueva conversación, quizás sobre mascotas.

O bien, pedirle consejo sobre algo para ayudarte a mantener la conversación.

Pero no preguntes nada demasiado personal. Si lo haces, puedes terminar asustándola o cruzando algún tipo de límite.

En cambio, haz una pregunta general como “¿Cuál es el mejor restaurante italiano por aquí?” o “¿Sabes de alguna buena cafetería por aquí?”.

¿Se te acabaron los temas sobre los cuales hablar?

Siempre hay algo de qué hablar. Mira a tu alrededor y elige algo de lo que hablar.

Una persona que pasa cerca o el olor de una panadería cercana son todas las cosas con las que podrías iniciar una conversación.

Aún mejor, habla de dónde estás. Si la ves en la biblioteca, por ejemplo, obviamente está interesada en la biblioteca.

Entonces, ya sabes algo de su interés y puedes hacer mil preguntas relacionadas con la biblioteca.

Mantén la conversación divertida e interesante

Si la conversación se convierte en una discusión, terminará muy rápidamente. Por lo tanto, no debatas cosas con ella como política o religión.

Sin embargo, puedes debatir sobre otros temas que no son tan controversiales. Ya que no deberías estar de acuerdo con ella en todo si tu intención es seducirla.

Mantén la conversación divertida, trata de hacerla reír y deja que sea apasionada cuando habla de cosas que le apasionan. Esto mantendrá su interés y aumentará su atracción hacia ti.

La conclusión es que cuando ella comience a sentirse cómoda hablando, se sentirá bien contigo.

Mantén la conversación divertida e interesante

Puede que no siempre fluya perfectamente

La conversación no siempre puede fluir sin problemas. Puede que tengas que detenerte y mirar conscientemente a tu alrededor y encontrar cosas para hablar. De todos modos no te preocupes por hacerlo perfecto.

Mientras estés usando los consejos anteriores sobre cómo mantener una conversación con una chica, estarás avanzando con ella. Y de eso se trata la conversación.

Termina tu conversación con una nota positiva. Hazle saber que te encantaría seguir hablando con ella, pero tienes que irte.

Esto la dejará deseando más y te ayudará a comenzar una conversación con ella nuevamente en el futuro.

Cómo mantener una conversación con una chica por Whatsapp

Mi consejo es que no intentes hablar tanto por Whatsapp con una chica.

Si es tu amiga, está bien, habla todo lo que quieras. Pero si la conociste hace poco en un bar, una discoteca o en alguna red social como Tinder, no hables mucho.

La idea es seducirla en persona, no a través del celular. A través del celular no puedes provocar atracción en ella, ya que no podrás tocarla ni tampoco mirarla a los ojos.

Así que mi consejo es que te guardes las mejores conversaciones para cuando la veas en la vida real. Y habla lo mínimo por Whatsapp con ella.

Espero que estos consejos te hayan servido.

Cómo Mantener una Conversación Interesante con una Mujer
5 (100%) 1 voto

Deja un comentario