Cómo seducir a un hombre sin que se dé cuenta

El prólogo del amor es la seducción. Es lo que marcará toda la historia que vivan en pareja desde ese primer momento en el que se vieron.

Conversarán entre las sábanas las conductas del uno o del otro mientras se iban enamorando. Por eso es tan hermoso, ser parte de la seducción.

Seguramente te encantó un hombre, pero eres de esas chicas que no les gusta lanzarse, temes que piense mal de ti, que eres una atrevida o peor aún…

¡Una fácil!

Quieres seducirlo, pero sin que él se dé cuenta, que al final piense que él fue quien te conquistó y no tú que utilizaste las técnicas que vamos a mostrarte a continuación en “El Camino de la Seducción”.

Cómo seducir a un hombre sin que se dé cuenta

Discreta pero eficaz

Todo comienza con la mirada, con ese cruce donde pareces estar desentendida de todo pero sabes a lo que vas.

Marcando poco a poco las indirectas, pero utilizando indirectas muy sutiles, sin que él se dé cuenta que lo seduces.

Porque acabarías con toda la magia y la seducción pasaría a otra cosa. La idea es que se sienta fuertemente atraído a ti gracias a tus herramientas.

Sí él aún no te conoce, tienes que darte a conocer, saber que existes, que eres linda, que te cae bien y que seguro le caerás bien.

Como te dijimos al inicio de este segmento, la mirada es infalible.

Procura que esos momentos donde se encuentran las miradas, sean fugaces miradas profundas.

Ve acercándote poco a poco. Verás que más pronto de lo que esperas le echas el guante.

Tu actitud lo es todo si quieres conquistar a ese hombre

Tienes que tener varios elementos en cuenta para seducir a ese chico que te robó los suspiros sin que él lo haya notado aún.

Debes sonreír, mostrarte cálida, con sonrisas sinceras, cargadas con algo de coquetería, sin exagerar. No utilices miradas que contengan doble intención.

Al contrario, tienes que mostrarte confiable para él, amistosa y segura de ti misma.

A medida que vayas avanzando, debes ir viendo cómo él va captando las señales, algunos hombres necesitan señales más evidentes para notar que quieres algo. Otros no, debes ir catando a ver qué tipo de hombre es.

Si es un compañero de trabajo, o alguien con quien te topas seguido sin que de por medio haya una cita ya establecida, debes conseguir que los encuentros que tengan, por muy breves que sean, queden grabados en su memoria e inconscientemente quiera repetirlos.

Tu vestimenta también es importante

Tu vestimenta también es importante

Vístete con ropa provocativa, más no demasiado evidente, a menos que tu armario sea así.

Lo que te queremos decir es que elijas esa prenda con la que te sientas más coqueta y sensual.

Puede ser un escote o esa pintura de labios que resalta tu boca.

Cuando coquetee contigo, o te alabe la prenda que traes puedes bromear con él.

Generando una complicidad que con el pasar del tiempo irá aumentando y variando de acuerdo a la evolución de la relación.

Caricias accidentales

Una caricia furtiva puede ser un detonante para un hombre, tocarle la mano con sutileza, acariciar su rostro de manera inocente cuando van a despedirse.

Tocar el hombro, acariciar una pierna con sutileza.

Debes ser cautelosa al momento de acariciarlo.

No vas a ir con una caricia en el muslo, muy cerca de cierto lugar, porque podría pensar que así eres con todos y eso decepciona a un hombre, especialmente si quiere algo más allá de un rato de diversión contigo.

Puedes acariciarlo sutilmente cuando conversan, así despreocupado, mientras lo miras como solo tú sabes hacerlo.

Sé tú misma pero con herramientas adicionales

Es importante la autenticidad, no finjas lo que no eres, pero eso no te exime de presumir de ciertas cosas.

El misterio es importante, es tu mejor aliado, porque cuando te muestras así, el hombre comienza a darle marcha a su imaginación.

Deja que tenga algunas interrogantes acerca de ti, para que motives la curiosidad de conocerte.

Al final ni sabrá que terminó encantado contigo.

También puedes presumir de ti, sin el temor a ser arrogante o inmodesta.

Muestra lo maravillosa que eres. Y sin señalárselo, lo maravillosa que podría ser la vida contigo.

No te muestres como si fueras una mujer con traumas o complejos.

Sé tú misma porque esa versión es la que tiene que gustarle, si no lo atrae entonces lamento decirte que ese chico no es para ti.

Sé tú misma pero con herramientas adicionales

Consejos finales para seducir a un hombre sin que se dé cuenta

  • Olvida esas ideas machistas donde el hombre es quien tiene que conquistar y ustedes ceder. No tiene nada de malo que te atrevas a seducir a tu hombre.
  • En los inicios de la seducción puedes jugar con tu cabello. Eso les encanta. Te muestras coqueta, indiferente. Te ves linda ante él, y no tienes nada más que jugar con el cabello
  • Busca el contacto visual. La mirada es una gran conexión.
  • Cuando hayan ido avanzando, mírale la boca mientras habla, puedes incluso hacerle ver que se la miras, pero cuando quiera averiguarlo ya estés en otra cosa.
  • Susúrrale de vez en cuando, para que en algún momento él se acerque a ti, para oírte mejor. Pueden ser cosas puntuales, como un “gracias”. El susurro seduce como no tienes idea.
  • Aprovecha el machismo a tu favor. Sé una doncella en apuros. Si pides ayuda y le interesas, él correrá en tu búsqueda. Busca una tarea puntual donde él pueda rescatarte y úsala.
  • El lenguaje corporal es una herramienta eficaz: tócate el cuello, pasa suavemente tu mano por la de él, de manera sutil, levanta tus cejas cuando él sonría y te mire a los ojos, sé un tanto misteriosa en algunas situaciones.

Si aplicas estas herramientas, junto con las que se te irán ocurriendo mientras vas avanzando con este chico, te aseguramos que lo conquistarás y será tuyo.

Cuando lo haces de la manera correcta, aplicando tu propia intuición, ese chico terminará enamorado sin haberse dado cuenta.

Lo más gracioso de todo, es que él siempre dirá que te conquistó, cuando en realidad fuiste tú quien lo atrapó 😉

Cómo seducir a un hombre sin que se dé cuenta
5 (100%) 1 voto

Deja un comentario